Hiba Abouk sin bragas

Me cuesta entender que nadie vaya por ahí sin ropa interior, pero más me cuesta entenderlo cuando se trata de alguien famosa (más por ser la novia de quién es que por méritos propios), cuando se trata de un acto público y cuando se lleva un vestido con falda corta. Supongo que no le produce ningún tipo de problema que luego esa foto se publique en varias revistas y sea la comidilla de muchas personas, porque estas cosas que yo pienso sobre la ropa interior y los inconvenientes de no llevarla puesta en este tipo de situaciones ya las habrá sopesado ella, aunque quizás imagino demasiadas cosas. Quizás es que el sueldo no le da para bragas…

Hiba Abouk

Anuncios

Demi Moore estrena tetas

Parece ser que Demi Moore, cansada de soportar las infidelidades de su marido, el también actor Ashton Kutcher, ha decidido darse una subida de autoestima con unas nuevas tetas. El resultado es plenamente satisfactorio, a la vista queda. Sin embargo, hay que tener en cuenta que la actriz se está quedando muy delgada (hay fotos recientes que lo atestiguan) y es posible que en breve esos nuevos pechos no peguen ni con cola de contacto con la nueva figura de Demi. Serían algo exagerados, creo yo. De todas formas, lleva 20 años quitándose y poniéndose implantes de silicona, así que no creo que tenga problemas en repetir unas cuantas veces.

Demi Moore

Isabella Orsini sin bragas

Más claro… agua. No sé bien qué tiene la gente en contra del uso de la ropa interior, es algo que se puede discutir entre unos grupos y otros, los que la usan frente a los que no la usan, pero me parece que hay límites que no se deben sobrepasar. Es el caso de muchas famosas, especialmente ellas porque llevan faldas, que ni cortas ni perezosas deciden dejarse las bragas en casa y salir a la calle con un vestido de falda abierta y enseñarnos todo lo que unas bragas deberían cubrir. Algunas lo hacen con clase, otras más forzadas, pero al final enseñan todo. Isabella Orsini, una actriz italiana, no quiso ser menos que Halle Berry y nos descubrió sus zonas íntimas en un acto público, así como quien no quiere la cosa. Qué bien le habrían venido unas braguitas para no llamar tanto la atención…

Isabella Orsini

Famosas guapas: Marisa Jara

La verdad es que yo no sabía quién era esta chica hasta que la vi mostrando su pezuña de camello y luego leí que tenía una relación amorosa con un famoso, que tampoco sé quién es. Está claro que no me muevo en las clases medias del mundo del famoseo, pero sí creo tener buen ojo para valorar quién merece la pena salir en mi blog por unos motivos o por otros, y tengo bien claro que Marisa Jara debe aparecer como famosa guapa. Tremenda la imagen de la actriz memorizando un guión mientras luce bikini y cuerpazo.

Marisa Jara

Famosas guapas: Renée Zellweger

Renée Zellweger es una actriz camaleónica, y es que durante sus años trabajando en el mundo del celuloide ha pasado por diversos papeles. Destaca, en mi opinión, el cambio que le obligó a dar Bridget Jones, con la cual tuvo que engordar unos cuantos kilos y ponerse rellenita. Ahora, sin embargo, está en su línea habitual y solo puedo decir que es una línea increíble. Delgada y con todo en su sitio, matrícula de honor.

Renée Zellweger

Famosas guapas: Jessica Biel

Vaya hombros y vaya brazos que se gasta la actriz Jessica Biel, intimidando al personal. Ya me imagino que lo hace para verse bien y para que la vean bien, pero ese cuerpo también juega a favor de tener un novio infiel, porque como le cace en plena aventura, sus bíceps le arreglarán la cara al desafortunado novio. En cualquier caso me gusta lo que se ve, todo muy bien puesto y equilibrado. Más gimnasio y menos televisión.

Jessica Biel

Famosas guapas: Jada Pinkett

La, de momento, actual pareja de Will Smith ha decidido emularle y pasar por el mismo gimnasio, o eso se deduce de la foto que hay más abajo. Ese brazo es sencillamente espectacular, parece incluso que tiene el tríceps más desarrollado que el bíceps. Me encanta su cuerpo y me encanta el color de su piel, así que si algún día decide dejarlo con Will ya sabe dónde encontrarme.

Jada Pinkett